Saltar a contenido principal Saltar a navegación principal

Especialistas sostienen que las mujeres consultan cada vez más por adicciones

Muchas inclusive se someten a internaciones para tratar el consumo excesivo de alcohol o fármacos. Hasta hace algunos años para ellas era impensado recurrir a un centro para pedir ayuda o internarse. Sin embargo, de a poco se va generando un cierto grado de conciencia que permite pedir ayuda. Para esto es muy importante contar con apoyo familiar. La opinión de dos especialistas locales respecto de las diferencias biológicas que existen entre ambos sexos.

23 de agosto de 2010, 17:59.

Especialistas sostienen que las mujeres consultan cada vez más por adicciones

Ampliar imagen


El ingreso de las mujeres en el "mundo masculino" debido a la equiparación de ambos sexos en cuanto a la capacidad de trabajo, el nivel de ingresos, la distribución de tareas en el hogar y demás ha generado cambios sumamente positivos, aunque también algunos negativos.

Al ya comentado incremento del tabaquismo registrado entre las mujeres, ahora se suma una nueva tendencia: el consumo excesivo de alcohol, que puede verse inclusive en las adolescentes que muchas veces consumen aun más que sus compañeros varones.


El consumo excesivo de alcohol, una de las adicciones más frecuente entre las mujeres

Pero, ¿cuáles son los factores que predisponen esta conducta?, ¿se trata únicamente de situaciones generadas por el tipo de vida, o tiene más que ver con características personales?.

Para conocer un poco más sobre este tema, PRO-SALUD News dialogó con dos expertos en la materia, el doctor Eduardo Kalina, médico psiquiatra especialista en adicciones y director médico del Brain Center, y la doctora Carolina Bergoglio, responsable del programa de Desintoxicación Psicofísica de Sanatorio Diquecito de la provincia de Córdoba.

"Actualmente, se está registrando una creciente y rápida incorporación de las mujeres en el mundo de las adicciones (por ejemplo, las drogas) equiparándose hombre-mujer con todo lo que eso implica. Si bien la igualdad a nivel social es algo por lo que todos peleamos, lo cierto es que desde el punto de vista biológico eso no es tal porque la mujer al estar preparada para dar vida tiene ciertas particularidades como una menor cantidad de agua en el organismo, una menor contextura y musculatura, lo que favorece la concentración de tóxicos, sin mencionar las alteraciones que se producen al nivel hormonal", afirmó el doctor Kalina.

"Esto implica que el alcohol las afecte más, que las tasas de cáncer de pulmón por el cigarrillo o por la marihuana sean más altas y que los psicofármacos impacten mucho más. Como ejemplo vale decir que así como a una persona cuando está enferma si mide 1,90 no se le da la misma dosis que a una que mide 1,20, en las adicciones no podemos pensar en términos de igualdad biológicos hombre-mujer", sostuvo el especialista.

Por su parte, la doctora Bergoglio expresó: "La demanda realizada por parte de las mujeres con respecto a los tratamientos de desintoxicación por sustancias adictivas ha mostrado un fuerte y sistemático crecimiento en los últimos años, lo que no quiere decir que necesariamente las cifras estén en aumento, sino que existe una mayor conciencia sobre lo importante que es pedir y recibir ayuda, algo que antes no se hacía".

"Lo positivo de esto -continuó la doctora- es que se cayeron ciertos tapujos y lo que antes tendía a esconderse, ahora se muestra frente a la necesidad de contar con ayuda médica. Hace algunos años se creía, no tanto en los hombres pero sí más en las mujeres, que una internación por ejemplo era algo devastador que cambiaría definitivamente a la persona. Hoy eso ya no es tan así".

No obstante, todavía falta avanzar en ciertos aspectos, ya que según los dichos de la doctora Bergoglio, es posible advertir en muchos cuadros que al momento de la consulta el tiempo de evolución asciende a no menos de 10 años. Es decir que todavía se está llegando tarde. Dada su experiencia adquirida en el mencionado sanatorio cordobés, afirmó además que la mayoría de las pacientes internadas se encuentra allí por su adicción al alcohol y a los psicofármacos.

En la misma línea el doctor Kalina admitió que "si bien todavía no estamos equiparados ambos sexos en cuanto al nivel de consulta, vamos camino a eso".

El rol de la familia y el pasado como clave

Mientras que para los hombres es más frecuente acercarse solos a la consulta, las mujeres suelen hacerlo acompañadas. En muchos casos son las hermanas, los padres, las amigas e inclusive una cuñada la que actúa como "pilar contenedor", aunque también y afortunadamente cada vez más es frecuente que el marido o la pareja también se presente a la consulta.

Esto es muy importante para la paciente, porque de alguna manera la presencia de un familiar directo legitima el pedido de ayuda, sobre todo si se tiene en cuenta que tal vez esa persona arrastra ciertos conflictos familiares o cuestiones personales antiguas que pueden estar repercutiendo en su situación actual.

"A veces las historias pasadas en algún punto de la vida se presentan como factores que desencadenan el abuso de una determina sustancia ya no a nivel social sino como ansiolítico. Es ahí cuando por ejemplo el alcohol que se había consumido siempre en forma controlada y social pasa a ingerirse en soledad y de manera descontrolada, con el objetivo de aliviar ciertas vivencias, dando paso a que lentamente se instale una adicción", refirió la doctora Carolina Bergoglio.

"Hay que ser muy cuidadosos con el rol de los hijos -concluyó la especialista- porque éstos al ser chicos pueden no darse cuenta de una situación, mientras que al ser adolescentes suelen en algún punto juzgar o enfrentarse a la persona (en este caso la madre) que padece una adicción. Finalmente, al irse de la casa, y por supuesto sin desearlo, pueden desencadenar algo que estaba latente".



Número de matrícula de los especialistas consultados:


- Dr. Eduardo Kalina: M.N. 23.668

- Dra. Carolina Bergoglio: M.P. 23.951