"En el mundo se produce un ataque cerebral cada seis segundos"

08 de diciembre de 2010, 16:56.

Así lo afirmó el doctor Pedro Lylyk, uno de los médicos que expondrá durante el XXII Congreso Internacional de la Sociedad Ibero Latinoamericana de Neurorradiología Diagnóstica y Terapéutica. Éste se realizará en Buenos Aires entre el 31 de octubre y el 5 de noviembre, junto con la XX Semana del Intervencionismo Mínimamente Invasivo (SIMI). El especialista local también se refirió al fallecimiento del ex presidente Kircher y destacó la necesidad de seguir trabajando para que tanto los médicos como la comunidad sean cada vez más conscientes con respecto a la prevención, pero también sobre la importancia de abordar estos eventos a tiempo.

"En líneas generales pareciera que en algunos países entre los que se encuentra el nuestro recién hace poco tiempo comenzamos a darnos cuenta de que los ataques cerebrales (antes llamados accidentes cerebrovasculares) son frecuentes, más que nada debido a la notoriedad que tomaron determinados casos de famosos. Sin embargo, esto no es así: cualquier persona puede tener un ataque cerebral, y de hecho se sabe que a nivel mundial ocurre uno cada seis segundos. Por esa razón, este año para la celebración del Día Mundial del Ataque Cerebral que se conmemora el viernes 29 de octubre, la Organización Mundial de la Salud (OMS) eligió el elocuente lema 'Uno en Seis', que está sustentado en el dato mencionado anteriormente, pero además en otro igual de alarmante: una de cada seis personas tendrá un ataque cerebral en algún momento de su vida", expuso en declaraciones a PRO-SALUD News el doctor Pedro Lylyk, médico neurólogo, presidente de la Asociación Argentina de Ataque Cerebral y director médico del Centro ENERI.


Dr. Pedro Lylyk

El especialista también tendrá a su cargo una exposición sobre esta temática que se realizará en el marco del XXII Congreso Internacional de la Sociedad Ibero Latinoamericana de Neurorradiología Diagnóstica y Terapéutica (SILAN) llevado a cabo en Buenos Aires (Hotel Caesar Park) entre el domingo 31 de octubre y el viernes 5 de noviembre, conjuntamente con la XX Semana del Intervencionismo Mínimamente Invasivo (SIMI).

"Informar a la sociedad sobre esto, pero también trabajar para que cada vez sean más los médicos preparados para hablarle a la comunidad y dar datos precisos sobre las medidas de prevención es fundamental porque el ataque cerebral no sólo es la segunda causa de muerte en los países en vías de desarrollo -y la tercera en los desarrollados- sino que además es una importante causa de incapacidad para quién lo sufre y de múltiples complicaciones y perjuicios para toda su familia y entorno", añadió Lylyk, quien no pudo evitar referirse a uno de los temas salientes de la jornada, el fallecimiento del ex presidente Néstor Kircher.

"Lo que le ocurrió a Néstor Kircher en el último año -tener dos episodios en sólo nueve meses- es más frecuente de lo que la gente cree. De hecho se calcula que el 40 por ciento de las personas que tienen enfermedad carotídea, tienen además patología cardíaca. Es decir que se trata de pacientes polivasculares cuyo órgano 'de choque' son las arterias, ya sea las de cerebro, las del corazón o las de las piernas. Dependiendo cuál sea la que se afecte primero, tendremos uno u otro síntoma".

En relación al congreso SILAN-SIMI 2010 el doctor Lylyk detalló que también se disertará sobre otros dos puntos estratégicos del sistema nervioso central que muchas veces son desestimados: la columna vertebral y la médula espinal.

"Esperamos que en la semana que dura la reunión contemos con la participación de más de mil médicos. Tenemos 300 asistentes de todo Latinoamérica, y contamos con 30 confirmados de Estados Unidos y Europa. Ese aporte para nosotros es fundamental porque en muchos países del viejo continente y por supuesto en Estados Unidos se logró disminuir la tasa de muertes provocadas por ataques cerebrales trabajando fundamentalmente sobre tres aspectos: la información para la prevención, la capacitación del personal médico y la incorporación de tecnología", expuso el especialista.

"Por ejemplo -continuó- se crearon lugares especiales: unidades de stroke interdisciplinarias que están preparadas para actuar inmediatamente teniendo en cuenta la 'ventana terapéutica' de entre 6 y 8 horas que es el tiempo en el cual se puede tratar un ataque de manera efectiva. De lo contrario, si eso no se cumple lo único que nos queda es lidiar con las secuelas".

"A eso tenemos que aspirar en nuestro país: a trabajar primero sobre la prevención, y luego sobre la capacitación para poder dar respuesta a la gran cantidad de personas que sufren día a día estos episodios. Para eso todos, autoridades, médicos, medios de comunicación y la comunidad en general debemos trabajar juntos", finalizó el doctor Pedro Lylyk.

Para tener en cuenta:

Señales que pueden indicar que se está produciendo un ataque cerebral:
- Falta de sensibilidad, debilidad o entumecimiento en un lado del cuerpo, ya sea cara, brazo o pierna

- Problemas para hablar o entender

- Dificultad para ver con uno o ambos ojos

- Problemas para caminar; pérdida de fuerza en una mitad del cuerpo; alteración del equilibrio

- Dolor de cabeza fuerte, pérdida del conocimiento



Número de matrícula del especialista consultado:


- Dr. Pedro Lylyk: M.N. 44.976